Seleccionar página

Artículo

Eficiencia energética y prevención de accidentes personales en las empresas

La buena iluminación es un tema primordial para evitar riesgos laborales.

La buena iluminación es un tema primordial para evitar riesgos laborales. Esto se refiere tanto al bienestar físico y emocional de los empleados como a la productividad de la empresa en general. Por lo tanto, es importante que las instituciones conozcan y apliquen correctamente todas las medidas preventivas para que sus trabajadores realicen sus tareas bajo condiciones óptimas.

A modo de introducción, la vista es un órgano importante en la vida cotidiana y laboral de las personas ya que a través de ella se puede percibir la información que va a definir las acciones conscientes. Aunque los ojos tengan la capacidad de adaptarse a ambientes oscuros y algunas personas estén acostumbradas a leer y vivir en lugares con baja iluminación, no se puede confiar en que estas costumbres van a evitar accidentes.

Por otro lado, la mala iluminación puede afectar directamente el estado de ánimo. Se ha comprobado que los ambientes laborales con sistemas de luz deficientes promueven la depresión y la baja productividad de sus empleados. Esto puede tener un alto costo en la salud de los trabajadores y en la productividad de la empresa.

Por las razones expuestas anteriormente, un buen sistema de iluminación aumenta el rendimiento de la empresa y la de las personas que laboran en ellas. Algunos de estos beneficios son:

1. Aumento de la productividad del personal. Esto significa que los trabajadores van a ser más eficientes y proporcionarán un gran aporte a su sitio de trabajo.

2. Ahorro de energía. Un buen sistema también proporciona beneficios al ambiente y sabe cuánta electricidad debe manejar. Esto se puede lograr con la nueva tecnología LED.

3. Reduce costos de mantenimiento. Al tener conocimientos sobre el buen manejo de ahorro energético, aumenta la vida de todos los artefactos eléctricos como las lámparas.

4. Reduce accidentes en la institución. El personal, al tener la capacidad de ver todas las áreas de la empresa con claridad, evita tropiezos y malas operaciones en las maquinarias previniendo cualquier accidente físico. Además, si mala iluminación es constante, puede generar problemas de la vista y de salud a largo plazo.

La buena iluminación es responsabilidad de todas las instituciones y, si existe alguna deficiencia, puede ser corregida inmediatamente con la asesoría de profesionales calificados. Esto va a ayudar en la eficiencia de las operaciones y en el logro de la sostenibilidad de la industria.

Abrir chat
1
¿Necesitas asesoría?
Levo Ingeniería Especializada
Hola ¿En qué puedo ayudarte?